Reinventar los másteres

Basta ya de másters y remásters… Un interesante artículo de Marta Rojals, “Creients”, sitúa el desengaño de los jóvenes de 30 a 40 años como algo indignante: “A la bústia, de nou, la propaganda de la universitat ens advertirà que, si no tenim feina, és perquè encara ens faltaria un altre màster. Bon intent, senyors, però [...] ja no cola. De tant que us hem cregut, tan gran ha estat el descrèdit, que al final només ens deixeu una opció: la de creure només en nosaltres. I per a arribar a aquesta conclusió, en una cosa sí que alguns teníeu raó: no ens calia estudiar tant“.

Bien es cierto que, tras unos atractivos y bien diseñados programas, los cursos de postgrado actuales son predecibles, nada disruptivos. En líneas generales, se distinguen entre aquellos que:

- distintos “profesionales” explican sus éxitos (y en pocas ocasiones también sus fracasos).

- distintos “académicos” explican sus teorías, metodologías, ideas, reflexiones.

- una combinación de profesionales y académicos.

Pero en general, poco “nuevo conocimiento”. Suelen construirse a través de continuas exposiciones unidireccionales, mucho power-point, y dinámicas de grupo entre los estudiantes que finalizan también en presentaciones reiterativas. En el mejor de los casos, se consigue que los alumnos sientan cierta admiración por los profesores, por los éxitos que éstos consiguieron. Y, para más inri, ese estado anímico de unos y otros suele ser el elemento clave para evaluar el curso (!!). Un indicador inadecuado.

Propongo cambiar la estrategia educativa de los másteres. Su objetivo NO debe ser que los futuros titulados “emulen” a sus profesores tratando de replicar sus éxitos. El objetivo final del curso tiene que ser construir empresas, proyectos sociales, culturales, de ingeniería, asociativos. Es decir, un resultado pragmático, que finalice con un nuevo NIF y unos titulados-emprendedores que lideren esa nueva organización. Todo ello en la línea de lo que hablábamos el otro día: más que buscar empleo, deberíamos crearlo.

_

Estoy seguro que los estudiantes prefieren un proyecto por el que luchar que un título en la pared (que también).

Otro día seguimos.

Esta entrada también está disponible en: Catalán


2 comentarios to “Reinventar los másteres”

  1. Hi estic ben d’acord. Els estudis de postgrau han de ser llançadores de noves iniciatives. El que ens envolta és caduc i no serveix pels nostres joves. Els hem d’ajudar a reinventar el món que els tocarà viure.

  2. Creo que el problema es más grave aun. Hemos creado una sociedad en la que estamos sustituyendo la inteligencia (inteligencia viene de entender) por la adquisicion de conocimientos , algunos de dudosa aplicacion – . Estamos creando licenciados y graduados , con graves problemas de comprension lectora – no se trabaja en la educacion basica – y de expresion, pero con masters y cursos de pstgraduado con los que empapelar sus paredes. Creo que es el momento de reflexionar sobre todo el proceso educativo en general.
    Un abrazo Manel.

Deja un comentario

*