Posts tagged ‘vida real’

abril 11th, 2013

Disfruta la vida

…mails por aquí, whats ups por allá, dejo un chiste en facebook, doy mi opinión en twitter, cuelgo la foto en instagram, compro y vendo en SecondLife o SimCity, reviso los contactos de LinkedIn… ¿no estará ocupando demasiado tiempo de mi vida?. Y la vida es muy corta.

No te engañes: la vida social que promueven las redes sociales no es vida social, es simple intercambio de nodos informativos. Escribir “jejejeje” no es lo mismo que oír unos sonidos, delante tuyo, parecidos a HA – HA – HA – HA …  Es muy posible que la vida virtual no esté transformando en ermitaños.

 …

Quizás es hora de recuperar viejas aficiones, sobre todo aquellas que se hacen en grupo:

  • apúntate al coro gospel del barrio…
  • ves al teatro una vez al mes, o aún mejor, apúntate al grupo que está preparando una comedia…
  • decídete, de una vez por todas, a dar parte de tu tiempo al voluntariado social…
  • únete a la naturaleza (paseos, excursiones…)
  • organiza tus viejas amistades en encuentros periódicos (cenas, timbas de cartas…)

 

*

marzo 10th, 2013

La era de las pantallas

Hace 70 años la única pantalla era la del cine (pantalla colectiva y socializadora). Más tarde llega la televisión (pantalla para familias, para grupos). Y hace tan solo 30 años aparece el ordenador personal, una pantalla individualizada. La revolución tecnológica nos está llevando, además, a una pantalla en nuestro bolsillo, el smartphone, el teléfono inteligente, con múltiples funciones.

Los individuos buscamos en las pantallas información, educación o entretenimiento. Estamos en la era de las pantallas. Todo empieza a suceder en las pantallas.

Una cosa me preocupa. Los largometrajes cinematográficos, las series de televisión, los informativos, los juegos interactivos o las aplicaciones del smartphone tienen un elevado número de cambios de imagen por minuto. Todo es acelerado. No es de extrañar que cuando los niños y jóvenes se enfrentan al ritmo de la vida real, todo les impacienta, todo les aburre. Y esa sensación empieza a surgir también en los adultos.

¿Debemos someter la vida real (la educación en el aula, las conversaciones, las transacciones comerciales, el diálogo… incluso el amor) al lenguaje y al ritmo que exige la dinámica audiovisual?. Creo que no, pero la tendencia es otra.

 Cont »

*